¿Por qué se debe revisar un EPP anticaída?

Los equipos de protección personal (EPP) anticaída deben ser revisados antes y después de cada uso, y como mínimo, cada 6 meses, por una persona calificada competente (Guía Técnica 03 / 4.6 ISP). La persona competente decide si el equipamiento se encuentra en buen estado para su uso y si aún no se ha alcanzado el estado de desgaste prescrito por el fabricante. La inspección del material se basa en el principio del manual correspondiente a las instrucciones del fabricante. En esta inspección también se deberá comprobar la legibilidad del etiquetado del producto. Esta comprobación se debe realizar y documentar de acuerdo con las indicaciones del fabricante.

Revisión especial o extraordinaria:

se lleva a cabo cuando el equipo ha sido sometido a condiciones especiales o extraordinarias: trabajo en ambientes corrosivos, caídas, etc. Estas revisiones son llevadas a cabo por una “persona competente” formada y asignada por la empresa, dentro de la empresa.

Revisiones periódicas:

se trata de revisiones en profundidad programadas a través de un plan de gestión específico. La legislación chilena actual (guía técnica del ISP) estipula una frecuencia de 6 meses máximo para las revisiones y deben hacerse siempre de acuerdo a las instrucciones del fabricante, la legislación americana (EPP bajo normas ANSI) también obliga a revisiones periódicas cada 6 meses, no así la legislación europea (EN 365) obliga a revisiones periódicas una vez al año. Este tipo de revisiones también deben ser llevadas a cabo por una “persona competente” pero esta debe ser certificada por un organismo certificador o por el propio fabricante, debido a la responsabilidad legal que implica.

La vida útil

La vida útil de un equipo de protección personal (EPP) anticaída depende mucho de las condiciones de uso. Las correas y las cuerdas fabricadas con fibras plásticas también sufren cierto envejecimiento aún sin utilizarse, por ejemplo a causa de los rayos ultravioletas y de otras influencias ambientales, como por ejemplo la climatología. Además, los plastificantes de los materiales textiles del EPP anticaída también pierden propiedades con el paso del tiempo, algo que puede provocar fragilidad en el equipo aunque no se utilice. Esto provoca que el material sufra un deterioro invisible y que pierda resistencia. Por este motivo recomienda sustituir los elementos a base de plástico como cuerdas, cintas, arneses, cascos, etc. como muy tarde cada 8-10 años.  Los elementos metálicos tienen tiempo indefinido, pero deben siempre aprobar la revisión (también deben observarse las indicaciones contenidas en el manual de instrucciones de uso del fabricante). Prácticamente para todos los productos puede afirmarse el hecho de que utilizarlos poco no garantiza que vayan a alcanzar su vida útil máxima.

Revisiones realizadas por Chilemontaña

Podemos revisar los EPP anticaída de todas las marcas y aprobar su uso mediante documentación en las hojas de revisiones. Además, Chilemontaña realiza revisiones específicas de otros productos en particular como bloqueadores anticaídas para acero o riel de las marcas HACA, SOMAIN, AGUERRI, CT, PETZL, SKYLOTEC, etc.

Todos los chequeos, mantenimientos y reparaciones se realizan en nuestra tienda en Santiago de Chile.

Podemos realizar la revisión en terreno para optimizar y no retrasar el trabajo en el parque eólico, faena minera, telecomunicaciones o centro de formación, con un recargo extra  por logística y traslado.

El servicio de chequeo y/o mantenimiento de todos los EPP anticaída están respaldado por una hoja de revisión firmada y sellada por Chilemontaña, para su control y futuras revisiones.

Cualquier solicitud de  información o cotización referente a revisiones de EPP anticaída, llene nuestro formulario o escriba a nuestro mail el cual responderemos a la brevedad.

Completa el siguiente formulario para que uno de nuestros especialistas se comunique contigo!