Cómo ordenar tu material de montaña correctamente

chilemontana-9

Consejos para guardar, arreglar y limpiar tu material para outdoor

Este año, las actividades outdoor en la montaña están siendo las favoritas de mucha gente que quiere reconectar con la naturaleza. Los aventureros empedernidos quizás ya saben cómo guardar su equipo de montaña y los consejos de mantenimiento para material camper. Si eres nuevo en el mundo camper, necesitarás conocer estos trucos para cuidar tu equipo como es debido, sobre todo si vas a utilizar material que ha estado tiempo guardado. A continuación, te daremos tips para:

  • Organización de tu material de montaña
  • La puesta a punto de tu material para ir de camping.
  • Consejos de mantenimiento para tu nuevo equipo.

Si aún estás buscando material para camping y montaña, pásate por nuestra tienda online y te equipamos de pies a cabeza.

La organización de tu material de montaña es la clave

No pierdas el tiempo buscando tu equipo cuando estés listo para aventurarte de nuevo al aire libre. Con la ayuda de cajas transparentes con etiquetas clasificadoras te convertirás en la Marie Kondo del camping.

Cuidado: Almacenar tu material en cajas herméticas significa que la humedad se mantiene constante en el tiempo. En el caso de un revestimiento de poliuretano (como los que se encuentran en muchas tiendas de campaña) esto puede debilitar o suavizar el revestimiento. Es por eso que algunas tiendas almacenadas se vuelven «pegajosas».

No tires las bolsas de gel de sílice. Mételos en tus cajas de almacenamiento para evitar que la humedad afecte a tu material.

Pasos para organizar tu material de camping:

  1. Organiza tus cajas ventiladas de manera que sea fácil montar tu equipo rápidamente, con las cosas que utilizas más fácilmente accesibles y el material de temporada guardado en las zonas menos accesibles.
  2. Etiqueta cada caja con la categoría de equipo, la estación o la actividad: sistema de descanso, cocina de camping, aparatos electrónicos, material camper de invierno, etc. Haz una check list más detallada de lo que hay guardado en cada caja.
  3. Si eres un excursionista ultraligero, quizás quieras pesar tu equipo y registrar los pesos. Este es un consejo de nivel superior, pero marcará una gran diferencia cuando te pongas en marcha de nuevo.

Ejemplo de organización de tu material camper

  • Sistema de descanso: Saco de dormir, forro, esterilla de montaña, tienda de campaña y lona, almohada y funda de almohada.
  • Cocina camper: Utensilios de cocina, vajilla plegable, cubiertos de camping, gas, cocinilla…
  • Electrónica y aparatos de camping: Baterías, linternas, brújula, gps
  • Ropa: Botas, mochila, ropa técnica, toalla de microfibra
  • Accesorios.

Ya está todo organizado, ¡pasemos al mantenimiento!

¿Cómo guardar un saco de dormir sin que se estropee? 

Limpieza de un saco de dormir

  • Comprueba si tu saco de dormir tiene plumón o relleno sintético. Hay un proceso ligeramente diferente para lavar un saco de dormir de plumón que para lavar un saco de dormir sintético.
  • No uses cualquier detergente para lavar los sacos de dormir. Estos pueden dañar los finísimos grupos de plumas que hay dentro. Necesitas un líquido de lavandería especialmente formulado.
  • Evita los suavizantes a toda costa. Se pegarán a los delicados grupos de plumón del saco de dormir o a las fibras del aislamiento de un saco de dormir sintético y arruinarán su capacidad de lxpandirse. También reducirán la transpiración del tejido del forro.
  • Puedes lavar tu saco de dormir mano en casa si tienes una tina o bañera.

Secado de un saco de dormir

Mientras que el proceso de lavado de los sacos sintéticos y los sacos de pluma varía ligeramente, en el caso del secado, el proceso es muy diferente.

  • Sea como sea el saco, sólo usa un ciclo de calor muy bajo o un ciclo de frío. Las telas de las fundas de los sacos de dormir son delicadas, deben ser lo más ligeras posible para permitir que el aislamiento del interior se expanda completamente.
  • Los termostatos de las lavanderías secadoras suelen poco fiables. Si usas una secadora de lavandería, pon la temperatura a «fría». En casa, pon la temperatura a baja.
  • Mucha gente mete unas cuantas pelotas de tenis a la secadora junto al saco para ayudar a romper de forma segura cualquier «grumo» de plumas. Sin embargo, es preferible una opción más ligera.
  • Asegúrate que el saco de dormir está girando dentro de la secadora, si el saco se cuelga, se puede dañar la tela fácilmente.
  • Sabrás que que el saco de dormir está completamente seco, porque no sentirás ningún bulto en el aislante. Si lo notas, no está seco. Si guardas el saco de dormir, aunque esté ligeramente húmedo, saldrá moho.

Guardar tu saco de dormir correctamente

Cuando tu saco de dormir esté seco, guárdalo en algo que no comprima el aislamiento. Los sacos de compresión son muy buenos para ahorrar espacio cuando sales a la aventura, pero usarlos para el almacenamiento a largo plazo puede dañar el relleno de plumas o sintético.

  • Los sacos de dormir en su mayoria vienen con una bolsa de almacenaje de tela, pero también puedes usar un saco más grande de algodón.
  • Siempre es mejor guardar tu saco de dormir sintético «como quede», que doblarlo y enrollarlo perfectamente, ya que así puedes separar permanentemente las fibras sintéticas y provocar puntos fríos.
  • Es mejor guardar un saco de dormir en algún lugar con sombra/bien ventilado dentro de la casa. Es importante que la temperatura y la humedad sean más constantes.

Comprueba y repara tu esterilla de montaña

Comprueba si hay fugas. Deja tu colchoneta de camping inflada durante la noche con algunos libros encima para añadir peso. Si tu esterilla se desinfla durante la noche, significa que hay fugas y que habrá que repararla.

Limpieza y almacenaje de tu colchoneta de montaña

  • Sacude el exceso de suciedad de tu colchoneta y límpiala con un paño húmedo si está sucio.
  • Guarda tus esterillas autoinflables debajo de tu cama o en cualquier lugar donde puedas ponerla plana con la válvula abierta.

Mantenimiento de tiendas de campaña

Tu tienda de campaña es una inversión. Asegúrate de que las cremalleras y los revestimientos no se desgasten lentamente por la suciedad o el moho si ha estado encerrada mucho tiempo.

Comprueba y repara tu tienda de campaña antes de ponerte en marcha:

  • Comprueba si hay daños en los postes de la tienda, los ajustadores de cabos, las lonas, las cremalleras, etc. No olvides de comprobar si hay agujeros. ¡Nadie quiere una tienda de campaña agujereada llena de mosquitos!
  • Antes de tapar cualquier agujero en la tienda, comprueba las directrices de reparación del fabricante de la tienda: las diferentes telas necesitan diferentes tipos de reparaciones.
  • Los pequeños agujeros o roturas en el interior de una malla suelen tener una solución bastante fácil: coser el agujero con cuidado, aplicar un poco de cinta adhesiva de reparación a un lado de la malla y sellar el otro lado.

Limpieza y secado de una tienda de campaña cuando vuelvas de acampada:

  • Sacude el exceso de suciedad de tu tienda. ¡A saber lo que habrás llevado a casa contigo!
  • Limpia el barro seco con un cepillo suave.
  • Limpia las manchas con una esponja húmeda, pero no uses detergente, porque puede afectar el recubrimiento impermeable de la tela. Con agua y algo de esfuerzo debería ser suficiente.
  • Seca tu tienda. Si guardas una tienda húmeda en su saco de almacenamiento, aparecerá el moho y los hongos. Lo mejor es dejar secar la tienda al sol y guardarla cuando esté completamente seca.

Guardar tu tienda de campaña correctamente

Almacenar una tienda húmeda puede llevar a la hidrólisis. Esto ocurre cuando el revestimiento de PU se rompe y se vuelve pegajoso (la tela puede pegarse a sí misma al desenrollar la tienda). Si lo detectas pronto, podrás rescatar el revestimiento. Más allá de cierto punto, no hay forma de arreglarlo.

Para evitar esto, es importante guardar la tienda de campaña totalmente seca y suelta en algún lugar donde pueda ventilarse, en lugar de perfectamente enrollada en una bolsa de compresión o un contenedor hermético.

No te olvides de limpiar tu mochila de senderismo

A veces, tu mochila es la gran olvidada y se suele guardar tal cual tras una excursión. Recuerda:

  • Vaciar los bolsillos y aspira toda esa arenilla misteriosa del fondo de tu mochila.
  • Cepillar el barro y limpia con una esponja cualquier marca.
  • Airearla en un tendedero

Cuando vuelvas a salir este verano solamente tendrás que abrir la caja correcta y ya tendrás todo tu equipo a mano y listo para darlo todo. Al volver de tu aventura, ahora ya sabes cómo limpiar y guardar tu material. ¡Estás preparad@!

Compartir:

Deja una respuesta

Iniciar chat
Respondemos todas tus dudas AQUÍ
CHAT WHATSAPP TIENDA
Hola!👋 te doy la bienvenida al canal de atención por WhatsApp de chilemontaña.cl

Si tienes consultas haz clic en INICIAR CHAT CON LA TIENDA y uno de nuestros especialistas te atenderá lo antes posible!

-----
¡Si estás desde un celular se abrirá directo en tu aplicación!

Si estás desde tu computador, se abrirá WhatsApp Web o la APP de escritorio